Cómo sentarse correctamente en las sillas para oficina

 In Blog

Bienvenido nuevamente a Galeno Muebles, tu aliado en la búsqueda de mobiliario para oficina o para adecuar tus espacios más queridos. En esta ocasión traemos para ti un tema muy importante, así es, hablamos de las posturas que todos los empleados, incluyéndonos, debemos emplear para tener un día más productivo y menos efectos nocivos en la salud. La idea fundamental de este texto es ayudar a que se tenga una postura adecuada en la actividad laboral mediante consejos prácticos que se pueden desarrollar en la vida diaria.

En Galeno Muebles sabemos que cada aspecto de la vida y de la forma en que la vives es elemental, por ello te invitamos a que continúes con nosotros en el tema a desarrollar, y por supuesto, te decidas por adquirir sillas para oficina de calidad.

La mayoría de las personas pueden tener problemas al nivel de la columna por tener una mala posición cuando se está trabajando en la oficina, esto ocurre simplemente por adoptar una postura inadecuada o por no conocer los hábitos saludables para poder cuidar nuestra columna mientras trabajamos.

Sentarse de una forma inadecuada puede ocasionar dolores a nivel de la columna cervical, dorsal o lumbar. La columna normalmente tiene tres curvaturas fisiológicas, una lordosis cervical, una lordosis lumbar y una sifosis dorsal, dichas curvaturas fisiológicas permiten una distribución adecuada del peso para todo el cuerpo, cuando estas curvaturas se alteran, ya sea por una contractura muscular o cuando se realiza una posición inadecuada al momento de sentarse o descansar, se contraen los músculos y eso puede desencadenar dolores a cualquier nivel de la columna.

Cuando nos sentamos y la pelvis está tirada hacia adelante, se entiende que la distribución de cargas a través de la columna es completamente irregular, es decir, que la columna hace una forma curvada, y es ahí donde erramos, ya que la postura adecuada es aquella donde conservamos la lordosis fisiológica, la sifosis dorsal y la postura adecuada de la columna lumbar. En un inicio es muy complicado tratar de conservar esta postura debido a que los músculos paravertebrales no están ejercitados para mantener dicha posición, posteriormente cuando nos hemos acostumbrado a tener una postura adecuada, estos músculos van adquiriendo fuerza y se van ejercitando progresivamente.

Pasos para sentarse adecuadamente en las sillas para oficina.

Escoger una buena silla, que se adapte a nuestra ergonomía, generalmente deberían ser sillas ergonómicas, y en caso de que no tengamos acceso a una, lo ideal es aprender a sentarnos de manera adecuada con la silla convencional. De preferencia la silla que debemos escoger debe cumplir con algunas características esenciales para que cumpla con los criterios de ergonomía adecuados, de preferencia tiene que ser una silla de respaldar con cabecera, debe tener regulador de altura de asiento, graduación de altura de respaldo, reclinación de respaldo regulable, el tapiz debería ser antitranspirante, deslizante y una base amplia.

A continuación explicaremos cómo debe sentarse en una silla ergonómica y en una silla convencional.

En el caso de la silla convencional la persona debe sentarse hasta el fondo de la silla de tal forma que la espalda quede apoyada en el respaldo del asiento, en el caso de que la persona sea  pequeña, el sentarse hasta atrás de la silla puede ocasionar que los pies queden elevados, en cuyo caso para poder mejorar eso debemos  tener un respaldo que permita a la persona sentarse un poco más adelante, permitiéndole descansar la planta de los pies sobre el suelo, lo cual es muy importante también.

Cuando se utilizan sillas ergonómicas, lo anteriormente descrito no es necesario. La postura es la misma, la persona se debe sentar al fondo del asiento de tal forma que tendremos el apoyo de la espalda sobre el respaldo del asiento, sin embargo, en este caso se tiene la ventaja de que las sillas para oficinas tienen apoyos ergonómicos que ayudan a conservar la lordosis fisiológica lumbar, y también permite subir y bajar el respaldo, de tal forma que se adecúe a la anatomía de cada persona.

Regular la altura de la silla de tal forma que el ángulo que tenemos entre el tronco y la pierna sea de 90 grados, y el pie esté apoyado al 100 por ciento en el suelo. En el caso de las sillas convencionales, a pesar de lograr la postura ideal, es elemental que corroboremos el descanso de los pies en el suelo, y para ello podemos hacernos de cojines de forma que también se logre una ondulación de 90 grados entre el muslo y la pierna, sin embargo, cuando tenemos una silla para oficina ergonómica, todos los elementos y cuidados anteriores no son tan necesarios debido a que la silla cuenta con cada uno de ellos.

Regular la cabecera del asiento es sumamente importante, ésta se debe utilizar a la altura de la columna cervical para su apoyo, no necesariamente para el apoyo de la cabeza. La silla ergonómica permite regular la altura columna, cuidando que lo que se apoye y descanse sea la curvatura de lordosis fisiológica cervical.

Asimismo, los codos también deben tener una posición de 90 grados, muchas de las sillas convencionales no cuentan con estos soportes, por ello es importante el elegir qué sillas para oficina son ideales para ti como empresario y para tu personal, debido a que la comodidad de tus empleados hará que éstos sean más productivos debido a que estarán más descansados o sentirán menos agotamiento que si se sentaran en sillas rudimentarias.

Visita nuestro sitio web. En Galeno Muebles tenemos una opión para ti.

Recent Posts
0

Start typing and press Enter to search

Muebles para oficina en el DF